Ayuntamiento Sangüesa / Zangozako Udala

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar tu navegación, adaptarse a tus preferencias y realizar labores analíticas. Al continuar navegando aceptas nuestra Política de Cookies.
06 de julio de 2021

Entrevista a Sergio Larrión, director del IES Sierra de Leyre

Foto noticia

Ha terminado el curso 2020-2021 y aprovechamos para conversar con Sergio Larrión, director desde el curso 2017-2018 del IES Sierra de Leyre para conocer de primera mano cómo han sido estos meses de cambios, protocolos y adaptaciones.

Tras el confinamiento general de la población en marzo del año pasado y la suspensión de las clases presenciales, alumnado y profesorado volvían a encontrarse en septiembre.

-¿Cómo recuerdas Sergio, esa vuelta a las aulas?

El recuerdo que tengo de Septiembre es muy lejano. Quizá a mi mente le gustaría olvidar. Pero recuerdo sobretodo la incertidumbre de la situación a la que nos hemos enfrentado. Los miedos que teníamos y que nos metieron y que finalmente no han sido tales. No hemos tenido contagios en el centro y hemos podido trabajar con bastante normalidad, sin aulas confinadas y con muy pocos alumnos  afectados. El comportamiento de nuestros alumnos ha sido ejemplar.

-¿El confinamiento y las clases on line han creado problemas a alumnos y alumnas?

El confinamiento nos ha creado problemas a todos y aunque pensemos que los niños y adolescentes se adaptan más fácil que los adultos, para mí no es así. Los problemas psicológicos  ocasionados van a ir saliendo poco a poco.  Las clases on line nos salvaron el final de curso. Hubo transmisión de contenidos por nuestra parte pero el trabajo por parte de los alumnos fue desigual.  Algunos alumnos aprovecharon muy bien pero otros se descolgaron.

-También el confinamiento tuvo consecuencias positivas o al menos aprendizajes o proyectos que a pesar de la situación se realizaron.

De toda situación se puede y debe aprender. Lo mejor de esta situación es que se ha visto el poder de adaptación. Pero también se ha visto la necesidad de vivir en sociedad, de contacto entre las personas, que el instituto no sólo es transmisión de conocimientos sino que es importante para la vida de nuestros jóvenes.

-Este curso 2020-2021 habéis estado trabajando en el proyecto de calidad del centro. ¿Qué trabajo supone al equipo de dirección?

Nos ha supuesto mucho trabajo adicional, tanto de formación como de adecuación de documentación y protocolos de trabajo y de gestión informática.

La certificación de «Centro de Calidad» la realiza el  Servicio de Ordenación, Formación y Calidad del Departamento de Educación.

Esta  certificación se realiza tras una auditoría. En nuestro caso la realizaron tres inspectores del Departamento de Educación que durante tres días se entrevistaron con gran parte del personal del Centro. En estas entrevistas nos fueron pidiendo la documentación de lo que hacemos en el día a día  tanto en la gestión de centro como del proceso de enseñanza-aprendizaje. El objetivo del sistema de calidad es revisar lo que hacemos y hacer propuestas de mejora para la próxima vez, es decir cerrar el ciclo de mejora: Programación- Actividad-Memoria-Plan de mejora, y vuelta a empezar Esto redunda en un mejor servicio para las familias y un control sobre la enseñanza que realizamos.

 

– Y lo habéis conseguido: El Instituto Sierra de Leyre ya es un “Centro de calidad” ¡Enhorabuena! Es una muy buena noticia para la educación en la comarca de Sangüesa. A partir de ahora ¿qué va a suponer esta acreditación en la vida diaria del Instituto?

Los sistemas de gestión de la calidad  tienen una doble vertiente: gestionar la  documentación que se usa en el centro y  proponer para todas las actividades del centro un sistema de mejora continua

Esperamos revierta tanto en la calidad de enseñanza como de servicio y en la agilidad de nuestro trabajo.

Como cada curso hay también despedidas…

Así es, tanto de alumnos y alumnas que ya han terminado sus estudios como de personal docente y no docente, algunos muy conocidos en Sangüesa porque han trabajado muchos años aquí… Mención especial a Mariano Larraz que tras una vida entera dedicada  al instituto de Sangüesa, se nos jubila. Felicidades Mariano.

Supongo que también satisfechos por los resultados de la EvAU.

Los resultados de la EvAu han sido muy buenos (ha aprobado el 100% del alumnado que se presentó) y siempre es grato que nuestros alumnos demuestren en pruebas externas sus competencias.  Desde aquí una felicitación pública a todos ellos.

-Y mirando al futuro ¿qué retos se plantean a medio plazo? ¿Cuáles son las principales demandas o necesidades de nuestro Instituto?

El mayor reto del instituto para los próximos años, debido al descenso de alumnos, es el mantenimiento de todos los itinerarios de Bachiller.  Es un valor muy grande para la comarca disponer de un centro que los imparta, para evitar que los jóvenes se vayan a los 16 años a estudiar a Pamplona. Creo que desde los ayuntamientos de la comarca se deberían involucrar más.

NOTICIAS RELACIONADAS

Facebook
Instagram
whatsapp